Corren buenos tiempos

corren-buenos-tiempos

La gente «buena» va a poder ejercer como tal. Vienen tiempos propicios para ello.

El dibujo, en realidad, no es un chiste. Y si lo es, se trata de un humor muy negro, porque refleja la realidad.

Vi una foto antigua, creo que de antes de la guerra o por ahí, en que un matrimonio «importante», o sea, con pasta, al salir de misa iba dando limosna a los pobres. Y allí estaba, casualmente, el fotógrafo, para inmortalizar el momento.

Lo que he dibujado, con mala leche por dentro, ha sido eso mismo. Y como la foto estaba tomada en mi pueblo, la iglesia que he dibujado también es la de mi pueblo.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.