Parábola del sembrador de odio

Un día salió el macho alfa de su guarida y se sentó en un plató de televisión. Y se le juntó mucha gente; y entrando “Él” por la caja tonta en las casas de la gente, se sentó, y toda la gente estaba pendiente.

recogedores de tempestades

Y les habló muchas cosas por parábolas. «He aquí, el sembrador salió a sembrar. Y mientras sembraba, parte de la semilla cayó junto al camino; y vinieron las aves, pero las aves eran inteligentes y no la comieron.

Parte cayó en cabezas, donde no había mucho seso; y brotó pronto en la siguientes elecciones, pero no tenía profundidad la tierra de las promesas; y en cuanto salió el sol de los hechos, se quemó; y como no tenía raíz, se secó. Y parte cayó entre gente de bien, políticos, jueces, policías; y esas gentes crecieron, y la ahogaron.

Pero parte cayó en tierra abonada por paguitas, enchufes, cerebros trastornados y estómagos agradecidos. Y dio fruto, y se fue extendiendo el odio, el paro, la miseria, la violencia, la muerte, la okupación, el hambre…

El que tiene oídos para oír, oiga.

Santamarta tiene tren

Javier Santamarta – Caricatura

Santamarta tiene tren, pero no tiene tranvía, dice la canción popular. Y como mi amigo Javier Santamarta ya tiene su tren en la radio ( “El tren de Santamarta”), creí que era buen motivo para la caricatura con acuarela que le tenía prometida.

La moción de censura

Santiago Abascal, caricatura

Don Santiago Abascal se ha decidido a defender la nación española. Y para ello ha presentado una moción de censura. Como era de esperar, no ha secundado nadie. Sólo queda Vox.

La rana hervida

Las ranas que se convirtieron en ovejas

Mucha gente se pregunta cómo es posible que nos vayan quitando todas las libertades con la excusa del “estado de alarma”, al mismo tiempo que se pregunta cómo es posible que nadie haga nada por impedirlo. Y la mejor explicación es la de la rana hervida, que también es conocida por muchos pero no por todos. Para esos que aún no lo saben, vaya la explicación.

Si intentásemos hervir una rana viva, de golpe, no lo lograríamos. En el momento que percibiera el agua hirviendo, saltaría y escaparía. Pero si se pone en agua a temperatura ambiente, y esperamos a que el animal se tranquilice, no ocurre nada. Luego se va elevando poco a poco la temperatura del agua y el animal hasta se encuentra a gusto con la situación. Cuando aumentemos la temperatura definitivamente, el animal ya no tendrá fuerzas para oponerse, se quedará en la olla y, finalmente, hervirá.

La tele ayuda mucho a que las ranas estén contentas, con su fútbol cada día, con su sálvame de luxe, con sus hermanos mayores y grandes hermanos. Y las ranas cada vez más estúpidas, menos ranas y más ovejas.

Por eso el gobierno riega las televisiones con millones de “ayuda” y publicidad institucional.

Ya empieza a oírse el agua hervir pero, tranquilos, es el agua. La sangre ya no hierve en España. Eso era antes.

Una explicación más sofisticada pero menos graciosa que la de la rana (que además es falsa, porque ni las ranas se quedarían dentro de la olla) es la doctrina del shock.

Las hijas e hijos de Juan Simón

¿Era Juan Simón? ¿era Don Simón? eso me suena a vino, pero no recuerdo bien, tengo que volver a escuchar con detenimiento a Antonio Molina, pero sé que era de un enterrador y que había muchos más en aquel pueblo. No sé, me parece que me estoy liando.

Las hijas e hijos de Juan Simón. Soy enterrador y vengo de enterrar un mogollón.
El enterraor

Lo que sí recuerdo es que iba de un tipo que tenía previsto enterrar a una persona o dos y acaba enterrando a miles.

El tenía, como dice la canción, una pala y un azadón, pero lo que siempre andaba buscando era un pico… ¡un pico!

Elvira Roca, la bestia negra de la leyenda negra

Elvira Roca, la bestia negra de la leyenda negra

Doña Elvira, o María Elvira, ha publicado un nuevo libro. ¡Qué atrevimiento! No tuvo bastante con Imperiofobia y Leyenda Negra, no. No se quedó satisfecha con dejar con las vergüenzas al aire a los badulaques, acachifollados, aburrecamellos y ablandabrevas, propios y ajenos, que han manipulado nuestra historia, que ahora ha sacado otro.

Bestia negra de las élites lechuzas y afrancesadas
Elvira Roca, dando caña.

Este nuevo libro, Fracasología: España y sus élites. De los afrancesados a nuestros días ha sido Premio Espasa 2019 y ha dado un nuevo repaso a los lechuzos, pero esta vez sólo los propios y a los que han ocupado Y OCUPAN lugares de privilegio, desde la llegado de los Borbones hasta ahora.

Seguir leyendo “Elvira Roca, la bestia negra de la leyenda negra”

Por fin es Frankenstein y ha dejado de ser Fronkonstin

Por fin es Frankenstein y ha dejado de ser Fronkonstin.

Ya ha pasado la campaña del “Ahora, España” y ya no hace falta disimular más. Ahora ya tiene el poder que tanto ansiaba, no necesita mentir más (en esto) y decir que no pactará nunca con los separatistas, ni con Unides Podemas o como se llamen. Ya no se hace llamar Víctor Fronkonstin, ahora ya puede decir a voz en grito que es ¡Frankenstein! y ya tiene su monstruo.

Por fin es Frankenstein
Ya no debe convencer de que se llama Fronkonstin

Por fin es Frankenstein y ha dejado de ser Fronkonstin.

Tiembla, España. El que está a las riendas, en realidad, es Igor, (o Iznogud) que ya ha conseguido ser califa en lugar del califa.

Amenábar ve muertos

Amenábar ve muertos. A veces, supongo. Sería horrible que fuese siempre.

El director de “Los otros”, aquella buena película que tuvo la mala suerte de coincidir en el tiempo con “El sexto sentido” tocando un tema parecido, dice que “el fantasma de Franco flota entre nosotros“. Vamos, como el niño de su película rival, está viendo muertos a su alrededor.

A veces, ve muertos
El niño del séptimo sentido

 

Quizás por eso, porque Amenábar ve muertos, el espanto de ver al difunto décadas después de enterrado (aunque parece que están a punto de sacarlo) le ha provocado cometer tantos errores al hacer su película sobre la guerra civil española, ya que no hay un director progre que tenga una -o dos- sobre ese asunto.

¿O no son errores involuntarios? ¿Serán subvencionados? Quién sabe.

No valgo como celestino

Por no decir alcahuete, que parece que suena peor.

Salió La Gallina Ilustrada, la primera revista de humor no de izquierdas, desde hace cuarenta y tantos años. Sí, podría decir de derechas, pero prefiero hacer énfasis es que no es de izquierdas porque no hay nnnnaaadddaaa que no sea de izquierdas.

El caso es que creo que mi amigo Javier Santamarta, por su vasta cultura y su infinito humor, podría encajar perfectamente en ella. E hice algunas insinuaciones a ambos, para ello me valí de un dibujito y todo. A ver si había suerte.

La Gallina Ilustrada y Javier Santamarta, el enlace que no se produjo. (Hasta ahora)

No la hubo. Como celestino soy un perfecto desastre. Bueno, al menos soy perfecto en algo.

Semos peligrosos

La delincuencia en Barcelona sigue disparada y nunca mejor dicho lo de los disparos.

En su sana costumbre de autocrítica podemita, la alcaldesa ha lanzado un video echando la culpa (¡sorpresón!) a la derecha. De Franco no ha dicho nada… todavía.

Pues a mí, y no sé porqué, me viene a la cabeza el Maki, el famoso personaje de Ivá, cada vez que le veo la cara a esta mujer.