Toc toc

No, no era un tastorno obsesivo compulsivo. Era un llamador antiguo.

Y pese a ser antiguo, era un llamador digital. Toc toc.

Más que digital. De hecho, la mano tiene hasta cinco dedos. Cinco veces digital. Toc toc.

Lo vi en un pueblo de la Axarquía, en Málaga.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.